La acupuntura revierte los efectos secundarios de la quimioterapia

La acupuntura revierte los efectos secundarios de la quimioterapia

La acupuntura mitiga los efectos adversos resultantes de la quimioterapia. Los investigadores del Instituto de Tumores de Chongqing (Departamento de Oncología de Medicina Tradicional China) realizaron un ensayo clínico controlado que consistió en pacientes con cáncer de recto que recibieron quimioterapia. La acupuntura redujo significativamente la gravedad del síndrome mano-pie, un efecto secundario conocido de la quimioterapia caracterizada por enrojecimiento, hinchazón, hormigueo, entumecimiento, picazón y dolor en las palmas y plantas.

La acupuntura logró una tasa efectiva total del 70% con una tasa de curación completa del 16.67% y una tasa marcadamente efectiva del 53.33% para los pacientes con cáncer de recto que recibieron quimioterapia con capecitabina como parte del régimen de tratamiento. [1] Un total de 60 pacientes con cáncer rectal fueron reclutados para el estudio y fueron asignados al azar para recibir tratamiento con acupuntura (n = 30) o vitamina B6 (n = 30).

El grupo de acupuntura estaba compuesto por 13 pacientes masculinos y 17 femeninos, con edades entre 45 y 80 años (edad media 62.29), con una duración de la enfermedad de 9-20 meses (duración media 16.4 meses). El grupo de vitamina B6 estaba compuesto por 16 pacientes masculinos y 14 femeninos, con edades entre 51 y 73 años (edad media 61,25), con una duración de la enfermedad de 10 a 19 meses (duración media de 15,8 meses). La gravedad de los síntomas de los participantes se clasificó mediante dos escalas, los Criterios de toxicidad común del Instituto Nacional del Cáncer de Canadá (CTC) y la Escala de rendimiento de Karnofsky (KPS). El CTC califica los síntomas utilizando una escala de 1 a 4, con puntuaciones más altas que indican una mayor gravedad. El KPS está en una escala de 0 a 100, con puntuaciones más altas que indican una mayor capacidad para realizar actividades diarias y puntuaciones más bajas que indican niveles más altos de discapacidad.

Para su inclusión en el estudio, se requirió que los participantes tuvieran una puntuación CTC de> 1 y una puntuación KPS de ≥60. Otros criterios limitaron a los participantes a las edades de 18 a 80 años, con un período de supervivencia previsto de al menos tres meses. El consentimiento informado y la aprobación ética fueron requeridos para todos los participantes. Los criterios de exclusión incluyeron embarazo, lactancia, disfunción grave del corazón, hígado, riñón o cerebro, trastornos psiquiátricos, incapacidad para cooperar con los requisitos del estudio y rechazo del tratamiento con acupuntura.

Acupuntura
De acuerdo con los principios de la medicina tradicional china (MTC), el síndrome mano-pie es un tipo de síndrome bi que involucra la obstrucción del qi y la circulación sanguínea, la deficiencia de qi y la sangre, o la humedad que conduce a un bloqueo del qi yang que, por consiguiente, no puede nutrir La piel y los músculos, causando así los síntomas de entumecimiento y dolor. Históricamente, el término «bi se refiere a la patogénesis, o los síntomas, así como el nombre de la enfermedad». [2] Los principios de tratamiento eran tonificar el qi, promover la circulación sanguínea, promover el yang qi y eliminar el estancamiento. Los pacientes asignados al grupo de acupuntura recibieron tratamiento en los siguientes puntos de acupuntura:

Baihui (GV20)
Hegu (LI4)
Waiguan (TB5)
Zusanli (ST36)
Puntos de ashi
Para los pacientes constitucionalmente débiles, se agregaron los siguientes puntos de acupuntura complementarios:

Taixi (KD3)
Sanyinjiao (SP6)
Yanglingquan (GB34)
El tratamiento se administró con pacientes en posición supina. Después de la desinfección estándar, se insertaron agujas filiformes de 0,35 × 40 mm en cada punto de acupuntura. A Baihui se le aplicó una aguja oblicua hacia el occipital para provocar una sensación de distensión en el área local. Hegu y Waiguan fueron punzados oblicuamente hacia la palma, a una profundidad de 0.2–0.3 cun. Las sensaciones de la aguja se transmitieron hacia las palmas.

Zusanli se punzó normalmente usando un método de reducción y refuerzo. La aguja se giró primero en el sentido de las agujas del reloj para provocar el deqi, con las sensaciones transmitidas a lo largo del borde medial de la tibia hacia el muslo. Luego se hizo girar la aguja en sentido contrario a las agujas del reloj, mientras se aplicaba presión con los dedos en la parte superior del punto de acupuntura con el objetivo de transmitir las sensaciones de la aguja hacia los dedos de los pies.

Los puntos de Ashi se seleccionaron de acuerdo con las áreas más dolorosas en las manos y los pies. Estos fueron punzados perpendicularmente a una profundidad de 0.1 a 0.2 cun. Después de la llegada de deqi, las agujas se manipularon con técnicas rápidas de levantamiento y empuje de baja amplitud durante dos minutos para provocar una fuerte sensación de distensión. Los puntos suplementarios, si se utilizaron, se estimularon utilizando una técnica uniforme con levantamiento y empuje rápidos de baja amplitud para provocar sensaciones de la aguja en el área local. Todas las agujas se retuvieron durante 30 minutos y los tratamientos se administraron diariamente durante dos semanas.

Vitamina B6 Los
participantes asignados al grupo de la vitamina B6 fueron tratados con 300 mg de vitamina B6 oral, tomados diariamente por un total de dos semanas.

Resultados
Las medidas de resultado incluyeron cambios en las puntuaciones de CTC y KPS, y el QLQ-C30 (Núcleo de cuestionarios de calidad de vida), una escala funcional de 30 elementos que cubre las áreas de PF (función física), RF (función de rol), CF (función cognitiva). ), EF (función emocional) y SF (función social). Los pacientes cuyas puntuaciones de CTC se redujeron a grado 1 después del tratamiento, con una desaparición de los síntomas y una puntuación de KPS de ≥ 90 se clasificaron como curados. Para los pacientes cuyas puntuaciones de CTC se redujeron a ≥ grado 1, con una mejoría de los síntomas y una puntuación de KPS de 80 a 89, los tratamientos se clasificaron como efectivos. Para los pacientes que no mostraron mejoras obvias y tenían puntuaciones KPS de <80, los tratamientos se clasificaron como inefectivos.

Las puntuaciones medias de KPS antes del tratamiento fueron 67.23 en el grupo de acupuntura y 68.07 en el grupo de vitamina B6. Después del tratamiento, estos puntajes aumentaron a 84.23 y 77.84 respectivamente. Aunque ambos grupos mostraron mejoras, los resultados positivos de los pacientes fueron significativamente mayores en el grupo de acupuntura (p <0,05). En el grupo de acupuntura, hubo 5 casos curados, 16 efectivos y 9 ineficaces, lo que arrojó una tasa efectiva total de 70.0%. En el grupo de la vitamina B6, hubo 4 casos curados, 7 efectivos y 19 ineficaces, lo que arroja una tasa efectiva total de 36.7%.

Las puntuaciones medias de QLQ-C30 antes del tratamiento en el grupo de acupuntura fueron 40.72, 44.53, 34.35, 39.23 y 33.19 en las áreas de PF, RF, EF, CF y SF, respectivamente. En el grupo de la vitamina B6, las puntuaciones equivalentes antes del tratamiento fueron 41.13, 40.87, 33.89, 40.75 y 32.07. Después del tratamiento, estas puntuaciones se redujeron a 7.13, 18.77, 4.89, 6.32 y 10.16 en el grupo de acupuntura y 16.72, 20.77, 11.76, 18.17 y 12.88 en el grupo de vitamina B6. Ambos grupos mostraron mejoras en todas las áreas, pero los resultados positivos fueron mayores en el grupo de acupuntura, y las mejoras en PF, EF y CF fueron de importancia estadística (p <0.05).

Los resultados de este estudio indican que la acupuntura es un tratamiento eficaz para el síndrome mano-pie, con la capacidad de aliviar los síntomas y mejorar la calidad de vida en general. Los resultados demuestran que un modelo integrador de atención al paciente que utiliza la acupuntura como modalidad de tratamiento produce significativamente menos efectos adversos asociados con la quimioterapia.

Referencias:

  1. Li Fangfei, Chen Hong, Li Guosen (2018) «Síndrome mano-pie inducido por quimioterapia en el cáncer de recto tratado con acupuntura» World Journal of Acupuncture-Moxibustion Vol.28 pp. 151-155.
  2. Dai, JH, YJ Shi, HB Yin y H. Du. «La evolución de los nombres relacionados con el síndrome de Bi y la teoría de la etiología y la patogénesis». Zhonghua yi shi za zhi (Beijing, China: 1980) 39, no. 4 (2009): 214-217.

Twitter
https://twitter.com/EsencialNatura/

Instagran:
https://www.instagram.com/esencialnatura/

New group Acupuncture and Natural Medicine

https://www.facebook.com/groups/765343846862336/

Grupo Infonatural ¡únete!
https://www.facebook.com/groups/infonatural/

<3 Enterate de todos los cursos gratuitos, solidarios. Atención medicas, eventos humanitarios ¡Conectate!

https://www.facebook.com/groups/480309808728294/

Grupo Acupuntura Natural – Natural Acupuncture

https://www.facebook.com/groups/acupunturanatural

Esencial + ¡Mira!
http://www.youtube.com/esencialnatura

Red de amigos:
https://www.facebook.com/esencialnatura

Email: esencialnatura@gmail.com

Tlf y Watsapp + 34 633321939

http://www.esencialnatura.com

Commentarios

commentario

abril 11, 2019 By : Categoría : A. Union Internacional Medicinas Complementarias,Acupuntura,Biblioteca,Medicina Natural Tags:, , , , , , , , , , , , , , , , , ,
0 Comment Imprimir
Bookmark :

Comments are closed.

Hola :-)
Powered by